Ayer día 20 de Enero, fue el aniversario de la muerte de la reina de los diamantes, Audry Hepburn.
Ya sabéis que en notas con estilo no solo hablamos de moda en sí, también hay un hueco para todas las personas que han sido y son importantes de alguna manera u otra en este gran mundo que nos apasiona.
Nacida en Bruselas, y con una infancia bastante complicada, sobre todo por el divorcio de sus padres, Audry encontró su pasión en el ballet hasta que la segunda guerra mundial le hizo colgar sus puntas, para convertirse posteriormente en una gran actriz.

Hablaba ingles, francés, holandés, italiano, español y alemán.
Su carrera como actriz comenzó con el film educativo holandés en «siete lecciones»; después actuó en producciones musicales como «high button shoes» y «sauce piquante». Su primer papel importante en la gran pantalla llegó con «secret people», en el que curiosamente era una bailarina prodigio; aunque el papel que la catapultó a la fama, siendo su primer papel en Hollywood, fue junto a Gregory Peck en Vacaciones en Roma de Willian Wyler.
Audry y Givenchy mantuvieron una gran amistad durante gran parte de sus vidas; al conocerse grabando la famosa película «Sabrina»; el modisto se encargó de todos sus estilismos.

Si interpretación de Holly Golightly en Desayuno en Tiffany´s la convirtió en un icono del cine americano y de la moda. Definía este papel como el «más jazz de su carrera».
¿Adivináis quién diseñó el vestuario de este film?… de nuevo, Givenchy.
La sensual Marilyn Monroe rechazó en primer lugar este papel destinado según ella para chicas ingenuas; de esta forma este papel le llegó a Audry.
Su magnifica actuación fue nominada a los Oscar, premio que finalmente fue para la italiana Sophia Loren.

Ganadora de tres premios Globo y dos Oscar, estrella en el paseo de la fama y galadornada en el certamen de cine de San Sebastián, entre otros, falleció de cáncer el 20 de enero de 1993.
En el 2007 se subastó un traje que lució en Breackfast at Tiffany´s por un precio de 700.500 euros, destinados a un proyecto impulsado por el escritor Dominique Lapierre para dos escuelas en Bengala.
Audry siempre huía de etiquetas y falsos premios, por lo que siempre se mantuvo fiel a Givenchy a pesar de ser un icono de la moda. 
Su imagen desprende una elegancia natural, que no entendía de ostentación de joyas, ni carácter; cualidades admiradas por todo el mundo en todos los estratos sociales.
Muchas firmas le ofrecieron ser la imagen de sus productos, y ella siempre las rechazaba fiel a su modisto del alma.

Si este es tu estilo o quieres aprender a saber llevarlo, revisa sus películas, en ellas encontrarás diferentes tips que te ayudaran para inspirarte.

Tal y como dijo Elizabeth Taylor: «Dios estará contento de tener un ángel como Audry con él».
Un beso enorme y feliz lunes : )

photos: google/pinterest


18 Comentarios

  1. Todo un icono de estilo, el glamour y la elegancia personificado en una persona con un gran corazón. Todo un ejemplo, que las amantes de la moda y del cine debemos de seguir.

    besitos.

  2. Hola Rocío! Menudo homenaje completo que le has hecho a una de las mujeres con más estilo de la historia!! Gracias por tu comentario y seguir mi blog. Te sigo 🙂

  3. Muy interesante la vida de esta actriz que yo no conocia como por ejemplo que era políglota ademas era guapisima y muy estilosa .
    Besos guapa !!

Escribe un comentario